Eliminar cicatricesTodos tenemos alguna cicatriz que no queremos que deje huella en nuestra piel. Les contamos las novedades que hoy ofrece la cirugía plástica y la estética para mejorar su aspecto, con y sin pasar por el quirófano.

Borrar cicatrices con cirugía

Cicatrices de cesáreas, queloides, marcas de intervenciones quirúrgicas, son huellas del paso por quirófano o de accidentes que marcan nuestro cuerpo para siempre. La única manera de corregir cicatrices es realizando una nueva cirugía y, hasta el momento, los resultados no eran siempre satisfactorios. El doctor Luis de la Cruz, jefe de equipo de cirugía estética de la Clínica La Luz en Madrid, está aplicando nuevos avances que mejoran notablemente el aspecto de las cicatrices no deseadas.

La técnica consiste en extirpar la cicatriz y volver a suturarla con novedades tanto en la forma de sutura como en el tipo:

– En la forma de la sutura: todos los puntos se realizan internos, con la ventaja de que no afloran a la superficie de la piel y no hay que retirarlo después de la operación

-El tipo de sutura: utiliza un hilo muy fino denominado «Byosin», fabricado en Estados Unidos, que no causa reacción inflamatoria y que el cuerpo reabsorbe con el tiempo. «Este tipo de sutura nos ha proporcionado una gran mejoría en el corto y largo plazo, tanto en la reparación de antiguas cicatrices como en las nuevas que practicamos como consecuencia de una operación quirúrgica» explica el doctor de la Cruz.

Borrar cicatrices sin pasar por el quirófano

A la hora de mejorar el aspecto estético de las cicatrices planas, lo último y más prometedor es el método estético Total Face RF, creado por la doctora Corti en Florencia (Italia). Se trata de un equipo médico-estético que elimina las estrías mediante un sistema de radiofrecuencia bipolar y monopolar, produciendo un efecto térmico no sólo a nivel de la dermis, sino también a nivel de la epidermis y de la microcirculación. «Ésta es la gran diferencia respecto a otros tratamientos ya existentes que sólo se basan en un trabajo sobre la parte profunda de la piel y no trabajaban la superficial», explica la doctora Raquel Ferrando, pionera en nuestro país en implantar el método.

«La cantidad de sesiones del tratamiento de cicatrices y estrías dependerá del tamaño y cantidad de las mismas. Una estría pequeña se puede eliminar en una sesión, mientras que una de mayor dimensión requerirá tres o cuatro sesiones espaciadas»

Sin dejar huella

El doctor Santos Heredero, Presidente Fundador de la Asociación Española de Heridas (SEHER) y Jefe del Servicio de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética de los Hospitales Universitarios Madrid Montepríncipe y Madrid Torrelodones nos muestra cómo cuidar una herida para que deje la menor señal posible.«Unos sencillos cuidados pueden hacer que la piel cicatrice mejor y las marcas que queden sean apenas perceptibles. Estos consejos son sobre todo efectivos para cicatrices de menos de un año, cuando el proceso natural de cicatrización de la piel aún está en marcha, y por supuesto los resultados variarán siempre en función de la calidad de piel de cada persona».

PROTÉJA las cicatrices

Aplíquese cada día protección total contra el sol a sus cicatrices de menos de un año, incluso si el día está nubado. «La piel en proceso de cicatrización es extremadamente sensible y tiende a sobre-pigmentarse muy fácilmente. Esta sobre-pigmentación se convierte en una mancha permanente y la cicatriz queda más oscura que el resto de la piel y por lo tanto mucho más visible y difícil de disimular», nos explica el cirujano Santos Heredero.

HIDRATE EN PROFUNDIDAD

Hidrate sus cicatrices en profundidad para que estén más flexibles ya que esto ayudará a evitar la rotura de las fibras de colágeno, cosa que ocurre con frecuencia durante este proceso. Una buena opción es aplicarse aceite de rosa de mosqueta o aloe vera. Existen otros productos en el mercado (serum y cremas) que también facilitan la hidratación y la regeneración de la piel.

LLÉVELAS TAPADAS

En contra de la creencia popular de que las heridas se deben curar siempre al aire, el doctor Heredero, basándose en los últimos avances en cuidado de cicatrices, recomienda lo contrario. Lo mejor es cubrir las heridas cuanto antes con láminas o gel de silicona, o en su defecto con un simple esparadrapo de papel. El objetivo es impedir la transpiración de la piel y de este modo evitar que, al cicatrizar, la piel se abulte por la pérdida de agua.

RETIRE LA COSTRA

De nuevo se contradice el saber popular que aconsejaba no tocar la costra. Lasúltimas investigaciones demuestran que la piel cicatriza mejor si retiramos la costra que se forma sobre la herida. Ahora se sabe que eliminarla favorece la renovación de las células de la piel. Mejora la calidad y también el aspecto de la cicatriz posterior.

Compartir

Dejar respuesta

*