¡BODYTIME le dice sí a la lipoescultura, cirugía no!Los pantalones vienen cada vez más bajos, cuando los usamos no sabemos qué hacer con esos rollitos que nos asoman por arriba. Tampoco sabemos qué hacemos con los rollitos de la entrepierna y la grasita de la cadera. ¿Nos compramos tiro más alto? ¿Usamos una remera más suelta? ¿Y si mejor los eliminamos?

Por qué condenarnos a la ropa grande, los pantalones tiro alto o un talle más grande si existe la solución para eliminar esos rollitos rebeldes que no pudimos combatir con dieta, ni masajes ni ejercicios.

Sin necesidad de pasar por un quirófano ni someterse a tratamientos invasivos, los avances de la medicina estética han descubierto que existe un procedimiento que logra reducir los rollitos de las zonas más difíciles del cuerpo: la Ultracavitación, lo último para adelgazar, eliminar grasa y celulitis ¡sin cirugía!

La Ultracavitación es conocida también como lipoescultura sin cirugía. Es una alternativa de última generación a las intervenciones quirúrgicas, un método no invasivo e indoloro que permite eliminar los depósitos de grasa sin recurrir al bisturí.

Este novedoso tratamiento permite eliminar la grasa a nivel celular mediante la orina, evitando su reproducción. Este método también mejorará la piel en su aspecto general. Con la ultracavitación es posible reducir hasta dos talles en solamente dos o tres sesiones. Por lo que desde el comienzo empezarás a notar los beneficios cuando te pongas esa ropa que te queda ajustada.

La Ultracavitacion se lleva a cabo mediante un instrumento manual de emisiones ultrasónicas que se pasa a través de un suave masaje rotatorio que favorece el drenaje de los líquidos y la liberación de los ácidos grasos por parte de la célula consiguiendo una reducción visible del volumen en exceso.

Las ondas emitidas sólo afectan a las células adiposas que son las que poseen la mayor cantidad de agua en el cuerpo, no dañando vasos sanguíneos ni linfáticos ni ningún tejido adyacente por tener diferente consistencia y elasticidad.

Con la ultracavitación se mejorará la piel en su aspecto y se rejuvenecerá completamente la zona tratada. Además, no requiere anestesia, no es invasivo, no necesita prueba de alergia y tampoco requiere reposo. Y lo más importante: no tiene riesgos, no deja marcas y es absolutamente indoloro.

Los resultados de la ultracavitación son progresivos, no obstante tras la primera sesión ya es apreciable una mejoría de la zona tratada.

Además de no ser una técnica invasiva, permite atacar justo donde lo necesitemos por lo que los resultados siempre serán más precisos. Sus efectos se notan rápidamente, pudiéndose llegar a perder hasta 2 centímetros por sesión, según el caso.

Olvidate de los rollitos rebeldes, probá la Ultracavitación y en pocas sesiones empezá a lucir el cuerpo que siempre quisiste.

Para mayor información entrá a www.bodytime.com.ar
Bodytime

2 Comentarios

Dejar respuesta

*