Gestada e implementada en prestigiosos centros de estética europeos, la cocina spa ha llegado a estas tierras para brindar una combinación perfecta entre sabor y salud.

El método de alimentación spa cada vez tiene más adeptos. Este tipo de cocina se caracteriza por una notable reducción de calorías, alimentos bajos en grasas, libres de colesterol y con aportes importantes de vitaminas, minerales, fibra e incluso hierbas con efectos antioxidantes y desintoxicantes.

La alimentación spa no limita los ingredientes que se pueden usar, pero si tiene una gran influencia de la medicina tradicional china y de la dieta mediterránea. Su fin es lograr un equilibrio a través de los ingredientes que inducen al organismo a un correcto funcionamiento.

La cocina spa no tiene nada que ver con una dieta de pérdida de peso, pero sí con lo que es bueno y natural, la aportación que ofrece la dieta mediterránea de productos frescos y sanos proporciona la base de una tentadora variedad de saludables y deliciosos platos, donde el sabor, el aroma, la textura, el color y la nutrición, se mezclan hasta la perfección.

Entre algunos de los componentes que forman el método de alimentación spa se encuentra el vino, del que ya se han comprobado sus efectos beneficiosos para la salud, especialmente el vino tinto y claro, en cantidades moderadas.

El aceite de oliva, se ha posicionado como uno de los grandes aliados de la salud, por todos es sabido que una cucharada de aceite de oliva virgen al día, ayuda a reducir el colesterol y aumenta los antioxidantes en sangre.

El té rojo, té verde y el ginseng son adoptados de la medicina tradicional china, entre sus beneficios se encuentran propiedades antioxidantes, anticancerígenas, además de efectos rejuvenecedores en el caso del té verde. El té rojo (Pu erh), conocido como “devorador de grasas”, refuerza el sistema inmunitario, favorece la digestión de comidas grasas y activa el metabolismo del hígado, entre otras cosas. El ginseng actúa sobre el sistema nervioso central, produciendo un efecto tónico general.

La cocina ayurvédica aporta desde su milenaria sabiduría tanto hierbas y especias como sistemas de alimentación que son incorporados a la Cocina Spa.

Por otra parte, la nutrición ortomolecular es una parte central de este método, ya que implica básicamente la reposición de nutrientes esenciales para el correcto funcionamiento del organismo por medio de los alimentos.

Mi experiencia de más de 15 años en el campo de la Nutrición fue obtenida por haber trabajado en prestigiosas Clínicas y Spa de Europa y Estados Unidos (La Prairie, Chiva Som, Chopra Center), donde me interesé especialmente por obtener la información más completa acerca de la alimentación en relación con la salud y la belleza, junto a Nutricionistas y Médicos que me entrenaron.

Sin perder de vista que la comida debe tener colores, sabores y texturas atractivos, este método de cocina incluye aquellos elementos que resultan beneficiosos para el organismo, pensando cada plato desde el aporte nutricional y terapéutico de sus ingredientes y los beneficios de sus técnicas de cocción.

 

Álvaro Latorre Prado
Coach Nutricional – Consultor en Nutrición de Centros de Estética y Salud

Compartir

Dejar respuesta

*