La Criolipólisis  es un método muy difundido y exitoso diseñado para reducir la capa de grasa gradualmente hasta hacerla desaparecer por completo. En este tratamiento se trabaja con frio controlado –generalmente a -5 °C–  por medio de ventosas de vacío, mediante placas de enfriamiento. De esta manera, se logra que los adipocitos al recibir esta baja de temperatura se cristalicen y se produzca la apoptosis -muerte del adipocito-.

Recordemos que este proceso metabólico es producto de una reacción química, ya que  actúa directamente y exclusivamente sobre los adipocitos. Asimismo, otra de las particularidades de la Criolipólisis es que se realiza de manera ambulatoria y no es invasiva -siendo completamente seguro para la salud del paciente-.

Para tener en cuenta:

Tiene las mismas contraindicaciones de casi toda la aparatología estética. En algunas ocasiones, puede aparecer hinchazón -aproximadamente unos tres meses después- debido a que, luego de este procedimiento el cuerpo comienza un proceso de eliminación de esas células grasas muertas.

Este tratamiento se puede combinar con presoterapia ya que facilita a acelerar la circulación del sistema linfático y ozonoterapia para ayudar a reducir inflamación.

¡Resultados notables desde la primer sesión, sin pasar por el quirófano!

Nadia VF Estetic Neurocoach
MN°158274
Electromedicina Morales

Compartir

Dejar respuesta

*