Hoy en día, la cirugía de nariz llamada clínicamente RINOPLASTIA  es una operación cotidiana. En países como Estados Unidos, México, Brasil, Argentina, Venezuela  y Colombia ocupa el segundo lugar en cirugía después de la cirugía de senos. Actualmente acuden tanto mujeres y hombres a realizársela. Los puntos clave para realizar  una operación de nariz exitosa es considerar su funcionalidad  y estética.

La Federación Mexicana de Otorrinolaringología y Cirugía de Cabeza y Cuello A.C. (FESORMEX) explica que al realizar cualquier operación de la nariz, la primera consideración que se tiene es la función de la nariz, es decir, que la nariz cumpla con sus funciones de manera correcta y normal; posteriormente, la estética, la cual genera armonía y belleza en el rostro.

El Dr. David Núñez explica la diferencia entre función y estética:

“Cuando una persona no tiene una respiración normal o sufre de ronquido y pretenda respirar bien, es posible que con una simple cirugía llamada corrección de tabique nasal (septumplastia), puede lograrlo. Esta cirugía se considera funcional, ya que el bienestar físico depende de ella.

De igual forma, tener el tabique nasal desviado, es decir, cuando una de las fosas nasales se encuentra obstruida por el tabique y no permite llevar el ritmo de la respiración de manera natural, también tiene consecuencias, ya que se sufre por respirar por la boca, de producir ronquido y de resequedad bucal. Las causas que originan que el tabique nasal se encuentre desviado pueden ser, simplemente, algún golpe accidental, principalmente en la infancia o adolescencia.

Lo anterior simplemente se centra en la funcionalidad de la nariz, más que la propia estética. Para cualquier doctor, la prioridad siempre será la función ante lo estético,  ya que la calidad de vida de cualquier persona depende de esto. Por ejemplo: no respirar bien, origina respirar por la boca y, por consecuencia, durante la noche roncar; quien lo escucha sufre de insomnio y esta, a su vez, de somnolencia durante el día y su calidad de vida cambia. Es simple pero real. Por ello se hace tanto hincapié en respetar y preservar la funcionalidad al realizar cualquier cirugía estética”.

En la última década, la innovación en los conceptos y técnicas de la rinoplastia, han llevado a que una cirugía de necesidad física, se haya combinado con una cirugía estética. La tecnología y las  nuevas técnicas han hecho que las cirugías de nariz sean más fácil de realizar y por tanto más frecuentes entre la sociedad.

Los especialistas en el tema, como son los médicos otorrinolaringólogos comentan que no se oponen a lo anterior, pero si exhortan a todas las personas que requieran de cualquier tipo de cirugía estética o funcional que, antes de realizarse dicha operación, acudan a un especialista que examine su estructura nasal, tanto en la parte externa como en la interna con el fin de evaluar el tipo de intervención necesaria, evitando defectos post-operatorios.

¡Por necesidad física o estética, acude a un médico profesional para realizarla. De ello depende que se realice una operación exitosa!

Fuente: www.cronica.com.mx
Extraido de Estética & Negocios

Compartir

Dejar respuesta

*